fe. acción. resultados.

MATERIALES:

Parroquias Escuelas

Tanzania

Dios amoroso, ayúdanos a recordar la dignidad inherente de todas las personas.

 

Gertruda, con su nieta y homónima Gertruda, cultiva soya en sus campos en Nakahegwa, Tanzania. Desde su incorporación al proyecto de CRS en su aldea, Gertruda ha duplicado sus cosecha de soya y ha ganado seis veces más utilidad de sus ventas. Foto de Sara A. Fajardo/CRS

ENFOQUE DE LA DOCTRINA SOCIAL CATOLICA:

Santidad y dignidad del ser humano

Creados a imagen de Dios, todas las personas poseen una dignidad inherente que proviene directamente de nuestra creación y no de cualquier acción nuestra. La vida humana es sagrada y el bienestar de todas las personas es una prioridad.

La historia de Gertruda

Como muchos agricultores en Tanzania, Gertruda Domayo solía luchar para mantener a sus tres nietos. Ahora ella es miembro de Soya ni Pesa, un proyecto de Catholic Relief Services que significa “la soya es dinero”.

A través del proyecto, Gertruda aprendió que unos pequeños cambios pueden hacer una gran diferencia. El espaciamiento de cultivos y el fertilizante han duplicado sus cosechas. La soya misma agrega nutrientes al suelo, alimentando las cosechas futuras.

Además, Gertruda ha aprendido una nueva forma de vender su soya. Ella combina sus cultivos con los de otros agricultores de soya. Juntos, ellos venden su soya a granel. Los clientes de los agricultores se benefician también. Ellos ahorran tiempo y dinero mediante la compra de grandes cantidades de soya a la vez. La nueva forma de venta de Gertruda incrementó sus ingresos seis veces respecto al año pasado, cuando vendió sus frijoles sola. Ella puede permitirse comprar alimentos más saludables para su familia.

Gertruda quiere que todos en su aldea rural de Nakahegwa tengan el mismo éxito que ella ha tenido. “Yo animo a mis vecinos a unirse al proyecto,” dijo Gertruda. “Los ayudará a pasar de la pobreza mediante el aumento de sus ingresos y por lo tanto cambiar sus vidas para mejorar.”

Datos relevantes

  • Más del 70 por ciento de los agricultores en Tanzania trabajan en solares más pequeños que 1,2 hectáreas (3 acres). En los Estados Unidos, el tamaño promedio de una parcela es de 178,5 hectáreas (441 acres).
  • La soya se utiliza para hacer alimento para aves de corral, que está en alta demanda en Tanzania, donde la industria de aves de corral está en rápido aumento.
  • Una industria de soya nacional es atractiva a los productores de alimentos para aves de corral, quienes, al comprar de grupos como el de Gertruda, son capaces de fabricar un producto de mayor calidad por menos dinero de lo que serían capaces con soya importada o alimento a base de pescado.
  • CRS trabajó con 11.250 agricultores de soya en Tanzania a través de Soya ni Pesa, aumentando su cosecha y conectándolos con grupos de mercadotecnia.