Recetas

El ayuno de la carne los viernes durante la Cuaresma nos ayuda a “adquirir un dominio sobre nuestros instintos y libertad de corazón.” (CIC 2043). El ayuno tiene como propósito liberarnos. Nos ayuda a sentir nuestra hambre física, y a su vez, nuestra hambre espiritual por el amor infinito que sólo se encuentra en Dios.

Esta Cuaresma, solidarízate con las familias alrededor del mundo con una de las comidas sin carne de Plato de Arroz de CRS que se presentan a continuación.

Cuando hayas limpiado tu plato, coloca el dinero que has ahorrado al no comprar carne – un promedio de 3 dólares por persona por comida – en tu Plato de Arroz de CRS para alimentar a nuestros hermanos y hermanas necesitados en todo el mundo.

¡Recuerda utilizar ingredientes de comercio justo en toda tu cocina! Conoce cómo comercio justo de CRS es una forma de vivir nuestra fe.